Domina tu equipo, no al revés


Controla el equipo que usas porque de poco o nada es útil poseer decenas de máquinas y cientos de plug-ins si no sabes usar ninguno en profundidad.

Dicho de otro modo, lo que realmente funciona es conocer lo que ya tienes en su totalidad ya que así te darás cuenta de que siendo los motores de audio diferentes no es realmente una diferencia de calidad sino más bien de funcionalidad y entornos gráficos, esto no quiere decir que los algoritmos de audio no han evolucionado, sino que han evolucionado menos de «lo que aparentan».

Es por ello que debes conocer a fondo tus equipos, sus configuraciones y potencialidades, también tus plug-ins ya que en ellos, estoy seguro, reside un potencial que otros fabricantes o desarrolladores de sistemas de audio saben que buscas, sin embargo estas funciones, con alta probabilidad ya se encuentren en tus sistemas.

Insisto; juega, investiga, aprende, «trastea», etc.

No te falta «ese plug-in» o «esa máquina» tan concreta con alta seguridad, pero si es necesario ser «profesional» en tus sistemas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *